Share on Pinterest

Este puerto antiguo en la ciudad de La Rochelle (o conocido como Puerto Viejo) es una de las maravillas sobre la costa atlántica de Francia. El puerto viejo de La Rochelle es un sitio donde respirar, degustar y vivir el mar entre edificios llenos de historia, torres defensivas, paseos costeros, mercados y restaurantes en un omnipresente ambiente marinero.

Es uno de los puntos en los que sin dudas deberías detenerte al recorrer la Costa Atlántica de Francia. Exactamente La Rochelle está en el departamento de Charente Marítimo (puedes consultar la web de turismo regional de Charente-Maritime), y es la capital del departamento.

Imágenes (*) Matías Callone

¿Por qué es tan bonito el puerto viejo de La Rochelle?

La historia que se hace presente en edificios históricos como sus torres monumentales en la entrada del puerto, el ambiente a mar o la belleza que se despliega en cada imagen:

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de 101 Lugares increibles (@maticallone) el

También puedes visitar el post Qué ver y hacer en La Rochelle y alrededores 

Las torres del Puerto de La Rochelle

Las grandes estrellas del Puerto Viejo de La Rochelle sin dudas son sus torres. De hecho son esas torres las que muestran la importancia comercial del puerto a lo lago de los siglos. La Rochelle nace hace más de mil años como aldea de pescadores. Pero a lo largo de la historia alcanza un lugar de peso como capital económica regional.

Las torres (de la Chaîne, San Nicolás, en el viejo puerto, del Gran Reloj y de la Lanterne) son mayormente del siglo XIV y XV, y junto a las murallas y fuertes defendían el acceso al puerto más allá de la ciudad.

La Rochelle

Que ver y hacer en el Puerto de La Rochelle

Pero el Puerto de la Rochelle es mucho más que la belleza de sus torres. El área hoy vive mayormente del turismo, junto a un complejo de atractivos que incluyen un Museo acuático (Acuario), zonas de ocio, áreas de restaurantes, y en las calles interiores, una interesante arquitectura y mercado.

En la foto puedes ver sobre todo tres torres. La primera y más grande es la Torre de San Nicolás, de 42 metros de alto. A su lado y enmarcando entre ambas la entrada al puerto viejo, está la Torre de las Cadenas (Ambas son del siglo XIV y tenían funciones administrativas y defensivas).

La Rochelle

La tercer torre es la de la Lanterne (Linterna), que cuenta con su aguja gótica de 70 metros de alto, la más elevada de las tres. Fue uno de los últimos faros medievales, y posteriormente una célebre cárcel llena de historias que puedes conocer en una visita.

Aquí tienes información para hacer las visitas a las torres del puerto.

Un paseo por los barrios del puerto.

Por tanto, un paseo por el área del puerto es por demás apacible y lleno de historias por contar.

La Rochelle

La Rochelle

De hecho el puerto es tan pintoresco que no cuesta imaginar como ha inspirado a artistas para sus pinturas. Recorrer su puerto, implica además explorar las calles interiores.

La Rochelle

Las ciudad de la Rochelle desde hace varias décadas intenta innovar en temas de urbanismo, siendo una de las primeras ciudades de Francia en ser peatonalizada en su zona histórica. Por tanto caminar la zona es además de tranquilo, un paseo pensado para que se disfrute caminando desde hace varias décadas:

La Rochelle

Encontraremos cantidad de fachadas renacentistas, palacios y casas antiguas con el característico entramado de madera del norte de Francia. O con variados estilos típicos de las distintas influencias que recibía la ciudad a través del comercio marítimo. Aunque en parte nos parezca medieval, muchas de las construcciones son del siglo XVI o posteriores.

La Rochelle

Esta zona es una interesante colección de tiendas de productos artesanales, recuerdos turísticos, restaurantes, aunque también algunas tiendas que no resisten el paso del tiempo o las nuevas tendencias.

La Rochelle

No tan lejos, está el mercado, otro de los puntos de interés.

El Mercado del Centro de La Rochelle

El edificio que se ve en la imagen es el antiguo mercado de La Rochelle (Marché du Centre Ville). Aunque no es muy grande, es un paseo animado y colorido en donde comprar y conocer de los productos típicos locales:

La Rochelle

Simplemente hay que largarse a caminar por sus puestos, y observar especialmente los quesos o los productos de mar:

La Rochelle

Las ostras, que se pueden comprar en el mercado, son uno de los productos estrellas de la región. De hecho en las islas cercanas (como Ile de Re) hay numerosas granjas de ostras, como casi en toda la zona de marismas.

La Rochelle

Como varía el precio de las ostras

En las indicaciones de precio de las ostras pueden notar la numeración que se les asigna según su tamaño, algo que también determina el precio. Por ejemplo, puedes ver la numeración 3 que sería el tamaño más usual (unas 12 ostras por kilo a razón de unos 8 euros). Las ostras número 4 son aún más pequeñas. De cualquier modo, el precio en el mercado es por supuesto mucho más reducido que una misma cantidad de ostras servidas como plato en un restaurante, otra de las experiencias a vivir en La Rochelle.

La Rochelle

La Rochelle

Una ciudad que se ve siempre animada

La Rochelle es en suma un carácter marinero notable, algo que puede ilustrarse con el dato de que no cuenta con uno, sino con cuatro puertos, incluyendo el de Les Minimes, uno de los puertos deportivos más grandes de Europa. Es inimaginable esta ciudad sin el mar y su vida marítima. En La Rochelle se hace un culto a la buena vida.

Otro aspecto notable de la ciudad es lo animada que resulta al pasar las horas, casi siempre con gente y terrazas de restaurantes y bares casi completas. En resumen, una ciudad que denota mucha personalidad, y que tiene fama de “rebelde” por la actitud de sus habitantes, o por la postura de la ciudad ante conflictos históricos del pasado.

Para finalizar, les comparto algunas fotos de distintos puntos del Puerto Viejo:

La Rochelle

La Rochelle

La Rochelle

La Rochelle

En resumen, este puerto con alma marinera es por sí solo una razón para visitar La Rochelle. Pero también un punto de partida para explorar más de la ciudad y sus alrededores. Puedes ver más info en la web de turismo Nouvelle-Aquitaine.

(*) La visita a La Rochelle y la zona fue en el marco del TBM Poitiers (Travel Blogger Meeting) organizado en conjunto con el Comité Regional de Turismo de Nouvelle-Aquitaine

(**) Todas las imágenes pertenecen a Matías Callone y están bajo licencias Creative Commons

Compartir
Share on Pinterest

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *