Introducción a algunas costumbres de España

Las costumbres españolas representan un mundo muy rico y basto para recorrer en una sola visita pero aquí te damos algunos puntos básicos para que no pierdas de vista algo central del espíritu ibérico.

¿Quién no escuchó hablar del tapeo? Sin dudas es una de las costumbres más extendidas entre los españoles. Un ritual que puede darse a diario en cualquier bar, ideal para sentarse tomando una caña entre las horas que quedan entre el desayuno y el almuerzo. La idea es deambular de bar en bar e ir probando la especialidad de cada sitio: unos calamares, jamón o tortilla de patatas acompañándolo con vino o cerveza.

Animarse al flamenco es una forma de vivir las costumbres españolas en carne propia. Este arte andaluz se expresa en el Canto, el Baile y en la Guitarra. Es una expresión popular cuyo origen no ha podido rastrearse a ciencia cierta pues sus raíces no se han podido encontrar. Puedes disfrutarlo asistiendo a un espéctaculo o también animarte a bailarlo tomando algunas clases mientras dure tu estadía.

Al pueblo español le encanta disfrutar de festejo en festejo. Podría decirse que vivenciar una celebración es una costumbre del país ibérico. Por eso, si andas viajando por allí en cada lugar que toques encontrarás un motivo para celebrar. Elegimos la Feria de abril en Sevilla como ejemplo de las fechas que debes remarcar en tu calendario si quieres realmente conocer las costumbres españolas.

La Feria son seis días de fiesta que comienzan un lunes y se inaugura con la tradicional comida del «pescaito frito» por la noche. Para las once de la noche se iluminan los inmensos arcos: luces de colores y faroles se encienden para dar el puntapié oficial a este festejo que comenzó hace siglos como una feria de ganado. Cada día, por la mañana, locales y turistas se reúnen a ver a jinetes y amazonas desfilando en el Paseo de Caballos. Paseando durante esta celebración, encontraras a las sevillanas vistiendo los tradicionales trajes de flamenca. El flamenco será lo que dará ritmo a toda la jornada y, para reponer energías, unos buenos tragos de dorado Fino de Jerez o la Manzanilla. A las 5 todos se dan cita para las corridas de toros más importantes del año. La noche no será tiempo de descansar sino de seguir cantando y bailando hasta las primeras luces del amanecer que nos recibirá con un rico chocolate con churros.

Por supuesto, hay muchas fiestas más que presenciar.

Imagen Sevilla Ciudad

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *