Share on Pinterest

El desierto de Atacama, está considerado el más árido y seco del mundo. Sin embargo, contradiciendo su aridez, existe un fenómeno que se presenta esporádicamente asociado a las lluvias esquivas que cada ciertos años se presentan en el lugar: el desierto florido. El fenómeno natural se produce cuando las lluvias son más frecuentes y abundante que lo normal, transformando por completo el paisaje árido en un manto de color verde desde el mes de julio y agosto para alcanzar su máximo explendor en el mes de septiembre.

desierto-flores-atacama

El Guille

Las lluvias en la zona central del desierto, y la más árida, no se han registrado incluso por períodos de más de 4000 años. La razón de tal sequía se encuentra en el extremo aislamiento a las corrientes húmedas del Atlántico, bloqueadas por la cordillera de los Andes. Pero en ciertas zonas del desierto, las lluvias no se hacen rogar, y se producen en intervalos que pueden alcanzar entre cinco y diez años en promedio. Cuando las lluvias se producen, millones de semillas y bulbos enterrados, terminan con su paciente espera y despiertan dando lugar a una explosión de color.

El fenómeno es posible apreciarlo en toda la extensión del borde costero y en los cerros de la cordillera de la costa en la zona de Atacama. Los últimos años en que se pudo apreciar el desierto florido fueron en 1987, 1991 y 1997.

Info en 1

Compartir
Share on Pinterest

herramientas-para-viajar

1. Alquila tu coche (hasta 15 % de ahorro con Rentalcars)

2. Encuentra alojamiento (utiliza Booking y descubre ofertas)

3. Mejora el precio de tus billetes de avión con estos simples trucos)

4. Envía tu consulta viajera

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *